Se han entregado 260.000 ayudas alimentarias: Perdomo Estrada

Se han entregado 260.000 ayudas alimentarias: Perdomo Estrada


La estrategia de seguridad alimentaria puesta en marcha por el Gobierno del alcalde Jorge Iván Ospina para garantizar el bienestar de las familias más vulnerables de Santiago de Cali, afectadas por la pandemia del Coronavirus, ha llegado a cerca de 260.000 hogares del territorio, impactando a 750.000 personas.

La entrega de ayudas, que cumplirá tres meses (inició el 27 de marzo de 2020), se ha hecho efectiva a través de 120.100 mercados, 93.400 bonos y 643 ollas comunitarias, estas últimas han beneficiado a 128.600 personas.

Adicionalmente, se han repartido 15.000 mercados enviados por el Gobierno Nacional, tanto para población vulnerable como para población migrante. Asimismo, el sector privado ha contribuido con donaciones, que han llegado a más de 11.000 personas.

“Inicialmente se había aforado $60.000 millones para la estrategia de seguridad alimentaria, hemos utilizado hasta el momento $18.000 millones. Hemos tenido mercados, bonos y también ollas comunitarias y eso nos permite hoy decirles a los caleños, y sobre todo a las personas más vulnerables que llegamos, como nos habíamos comprometido, y como lo había manifestado desde el primer día el alcalde Jorge Iván Ospina”, expresó Fabiola Perdomo, secretaria de Bienestar Social, quien destacó que la meta inicial de impactar a 200.000 personas, ya está superada.

¿Quiénes son los destinatarios de las ayudas?

Las ayudas alimentarias han llegado a las 22 comunas y 15 corregimientos de Santiago de Cali. Además de beneficiar a la población más necesitada, también se han repartido en sectores que, producto del cese de actividades, se convirtieron en vulnerables, dentro de los cuales hay población discapacitada, Lgbti, instructores de gimnasio, estilistas, trabajadores del sector turismo, recicladores, herreros, jóvenes cabeza de familia, mujeres víctimas, sector cultural, taxistas y vendedores informales, entre otros.

Sobre la duración de la estrategia, la secretaria Perdomo Estrada señaló que “es una decisión que toma el alcalde, estamos revisando y mirando cómo se enfoca, cada momento ha tenido una revisión: la primera fue cuando se hizo entrega puerta a puerta, luego pasamos a atender grupos identificados por las Comisiones por la Vida y la Solidaridad, y el tercer momento, que es en el que estamos, es con las ollas comunitarias”.

Según Perdomo, muchas personas han retomado sus actividades económicas y eso hace que se empiece a mover la economía y que la presencia del Gobierno sea de otra forma; sin embargo, la funcionaria precisó que se mantendrán los comedores comunitarios, que es un programa misional, mediante el cual se atiende a 42.000 personas diariamente.

¿Cómo se distribuyen las ayudas y quién hace veeduría?

La secretaria de Bienestar Social indicó que la estrategia de seguridad alimentaria no es exclusiva de su organismo, pues se trata de un programa de Gobierno donde intervienen varias dependencias, que trabajan de manera articulada.

“La Secretaría de Desarrollo Económico fue la encargada de los proveedores, de hacer el estudio de precios para hacer la compra de los mercados; la Secretaría de Bienestar, se encargó de toda la estrategia de distribución; El Departamento Administrativo de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones hizo el cruce de base de datos y de entregarle a cada coordinador, los beneficiarios para entregar los mercados”, explicó Perdomo y añadió que los coordinadores fueron secretarios de despacho y subsecretarios, a quienes el alcalde les entregó la responsabilidad de determinadas zonas o comunas.

En lo relacionado con veeduría de la entrega de ayudas, Perdomo indicó que desde el primer día de la repartición de mercados se creó un grupo de WhatsApp con los entes del Ministerio Público, para informales previamente sobre cada jornada realizada.

“En ese grupo están los procuradores, la Personería, la Contraloría y la Defensoría del Pueblo, ellos estuvieron informados de cada una de las actividades, cuántos mercados se iban a entregar, cuántos bonos se entregarían, cuál era la logística que se requería para esas entregas, ese grupo lo creamos para generar transparencia e informarlos de todo nuestro actuar”, afirmó Perdomo.

Finalmente, la secretaria destacó que Cali ha tenido una estrategia de seguridad alimentaria distinta al resto del país, de 24 horas, mediante la cual no solamente se han entregado mercados, sino que se ha hecho pedagogía sobre el lavado de manos, la autoprotección y la importancia del aislamiento para protegernos frente al aumento del contagio por la COVID-19.

“Igualmente hemos podido demostrar que Cali fue la ciudad más barata en todos los temas que tienen que ver con la logística; Medellín y Barranquilla estuvieron por encima de lo que se pagó en Cali en cuanto a logística”, aseguró Perdomo.

Ingrid Valderruten


Número de visitas a esta página 310
Fecha de publicación 25/06/2020
Última modificación 25/06/2020

Versión 7.0.1

Powered by Nexura