Laboratorios de Paz


Es una estrategia que  busca desarrollar acciones de prevención de violencia, promoción y fortalecimiento de cultura de paz a través de estrategias pedagógicas y procesos de formación social y comunitaria, empoderando la ciudadanía para gestionar los conflictos y convertirlos en oportunidades de cambio y transformación social. Sus proyectos están dirigidos a niños, jóvenes y adultos, líderes comunitarios, iniciativas sociales y comunitarias de construcción de Paz. Lo integran tres proyectos de formación:

La Cartilla La paz es mi cuento

Es una estrategia pedagógica que se propone dar voz a los niños y a sus opiniones frente a la construcción de la paz desde su entorno. De igual manera, busca fomentar, de forma implícita, la prevención al reclutamiento de menores. Este proyecto se desarrolla con niños entre las edades de ocho a doce años, que en este 2017 pasó de llamarse ‘Desármate, medítele a este cuento’ a: ‘La paz es mi cuento’, en sintonía con el momento del país. En el 2017 se beneficiaron 489 niños y niñas de nueve comunas: 3, 4, 6, 8, 13, 15, 16, 20 y 21.

Los cuentos y dibujos aportados por los niños y niñas son el insumo para producir la cartilla. Son más de 20.000 ejemplares, a través de 10 ediciones, los que se han entregado. Por medio de los talleres, desde el año 2014 hasta el año 2016, se ha logrado impactar a más de 3.150 niños y niñas, de doce Instituciones Educativas y de siete espacios de educación no formal, ubicados en trece comunas de la ciudad.

Yo no parí para la muerte

Orientado a capacitar a madres, padres, cuidadores y líderes sociales como agentes promotores de paz, fomentando y fortaleciendo relaciones familiares y comunitarias. Propicia la transformación pacífica de conflictos, la ética del cuidado, las habilidades de crianza con enfoque de género y perspectiva diferencial. Hace énfasis en la construcción colectiva, el fortalecimiento de la autonomía y el empoderamiento de sus vidas
Durante el 2017, la Secretaría de Paz y Cultura Ciudadana benefició a 313 personas que recibieron formación en sus programas de prevención de violencia y promoción de cultura de paz. Con ellas, ya son más de 1.080 las personas beneficiadas de manera directa y graduadas de Yo no parí para la muerte.
Lugares de intervención: comunas 1, 3, 6, 11, 13, 14, 15, 16, 18, 20, 21, y corregimientos: Montebello y Campo Alegre.

Sumar paz, restando violencias

Está dirigido a realizar acompañamiento pedagógico destinado a la adquisición de herramientas para el cambio de actitudes violentas, y el fortalecimiento del liderazgo que permitan la multiplicación de saberes adquiridos en relación con la convivencia pacífica los distintos escenarios posibles (Familia, barrio, trabajo, espacio público o Institución Educativa). En el 2017, logramos llegar a 298 jóvenes. Con ellos, ya son 845 los graduados de esta iniciativa.
Lugares de intervención: Comunas: 3, 6, 7, 8, 11, 13, 14, 15, 16, 20, 21, y  en los corregimientos: La Elvira y La Sirena.

 

Otras intervenciones

Estrategia de fortalecimiento de la cultura de paz.

Durante el 2017, contribuimos para fortalecer y visibilizar iniciativas que en la práctica aportan a la convivencia y  construcción de paz desde los territorios de la ciudad.  

Comunas a las que pertenecen las iniciativas 2, 3, 4, 5, 6, 7, 10,12,13,14,15, 16, 17, 18, 20, 21 y corregimiento La Leonera. A la fecha, son 27 las iniciativas beneficiadas que realizan el proceso de formación, con la participación de 35 personas, entre 18 y 67 años.      

 

Graficalia, hablame en colores.

Como parte de su trabajo de prevención de violencia y promoción de escenarios de construcción de paz, durante el 2017, la Secretaría de Paz y Cultura Ciudadana, impulsa escenarios de participación con artistas urbanos y grafiteros. Resultado de ello fue el primer festival de gráfica y arte urbano ‘Graficalia, háblame en colores’, que organizó el organismo y que contó con la participación de artistas locales, nacionales e internacionales. Como resultado, 19 murales se plasmaron en distintos espacios de la ciudad, dos de ellos en un bus del MIO.

El Festival contó pintadas en vivo, cine club, un graffiti tour, exposiciones, charlas, talleres y conferencias. Fue un trabajo logrado en alianza con la Mesa de Gráfica Urbana de Cali, el Organismo Internacional de Juventud –OIJ –, y con el apoyo de un gran número de instituciones e iniciativas. Gracias a este trabajo, la Secretaría sigue promoviendo la intervención de otros espacios a través del arte, como el Skate Park de la Unidad Deportiva Alberto Galindo.

 


Número de visitas a esta página 1716
Fecha de publicación 24/11/2017
Última modificación 09/02/2018

Versión 7.0.1

Powered by Nexura