Cristo Rey quedó inmaculado, gracias a restauración impulsada por la Alcaldía

Cristo Rey quedó inmaculado, gracias a restauración impulsada por la Alcaldía

Al considerar que una de las prioridades es la recuperación del espacio público y la preservación de los íconos y monumentos de la ciudad para el goce de sus habitantes y turistas, el Gobierno de Santiago de Cali entregó este 5 de marzo totalmente restaurado el monumento del Cristo Rey.

Dentro de su intervención, el mandatario de los caleños Rodrigo Guerrero Velasco mirando fijamente la inmaculada imagen del Redentor del Mundo dijo: “Es un orgullo ser testigo de este mejoramiento urbanístico recordando que esta zona me la conozco desde niño cuando esto era una loma pelada, pues estoy vinculado al Cristo Rey desde antes de su concepción, porque cuando estudiaba con los padres jesuitas, el padre José María Arteaga quien coordinó las obras, nos puso a recoger dinero para los trabajos,  luego ayudar y después estuve y participé en la inauguración”.

El alcalde Guerrero Velasco sostuvo que indudablemente el Cristo Rey es una de las figuras icónicas de la capital vallecaucana por lo que se ha realizado un esfuerzo muy grande para su restauración y  mantenimiento. “Por ello se pensó en la Corporación para la Recreación Popular porque gracias a su experiencia, garantiza que en el tiempo no solo esté preservada, sino que se mejoren muchos aspectos que fomentarán más el turismo, como la instalación de  lentes que permitan apreciar la ciudad desde lo alto, lo mismo que un mapa en relieve que oriente a los visitantes” añadió el Alcalde Guerrero.

Así mismo, precisó que la clave para que más personas asciendan y disfruten de este punto turístico de Cali es la seguridad,  por tal razón se han instalado varios puestos de policía a lo que se sumarían videocámaras de seguridad.

Reseña histórica y cifras

La historia caleña reconoce al padre jesuita José María Arteaga como el director de la obra desde 1949 hasta el 25 de octubre de 1953 cuando fue su inauguración y que los escultores encargados fueron los hermanos italianos Alideo y Adelino Tazzioli Fontanini.

En la construcción de este monumento que se levantó en conmemoración de los cincuenta años del final de la Guerra de Los Mil Días, se emplearon 35 toneladas de hierro, 1000 sacos de cemento y 100 mil litros de agua transportada por camino de herradura desde el casco urbano de Cali hasta la cima del cerro Los Cristales, adscrita a la vereda Cabuyales del corregimiento de Los Andes.

El cristo Rey de Cali ubicado a 1440 metros de altura, tuvo un costo total de construcción a mediados del siglo XX de $170 mil, tiene un peso estimado de 464 toneladas con una altura de 26 metros, cuatro metros menos que el Cristo del Concorvado de Río de Janeiro – Brasil.

Se reseña que a la inauguración del Cristo caleño asistieron cerca de 30 mil feligreses quienes caminaron unos 8.5 kilómetros desde el centro de la ciudad, hasta el sitio donde reposa la monumental estatua que con los brazos abiertos saluda a propios y visitantes.

Curiosamente, el 5 de enero de 2014, fecha en la que cayó un rayo en la cabeza del Cristo Rey de Cali, otra centella golpeó la mano del Cristo Redentor o del Corcovado, situado en el cerro del mismo nombre en Río de Janeiro – Brasil.

Gustavo Sánchez Galindo


Número de visitas a esta página 2885
Fecha de publicación 05/03/2015
Última modificación 05/03/2015

Versión 7.0.1

Powered by Nexura